ESTRENOS 14/12/12

Photobucket

Se acerca el fin del mundo y a mí me entra la pereza. En vez de aprovechar el tiempo e informaros exhaustivamente de lo que no debéis perderos antes del petardazo final, me lío con cambios de operadoras, cambios de ubicación y cambios de champú y dejo los estrenos de lado. No es justo dejaros sin esa luz amarillenta y mortecina que os guía a las salas como si fuera una Santa Compaña con gusto por el cine fantástico.

Pues bien, volvemos a los viejos hábitos. Ensanchad vuestra mente y dejaros intoxicar por una nueva entrega de “pos esto es lo que echan el las salas”. Y lo que echan son un puñado de seres mitológicos eternos y el resto. Veamos.

EL HOBBIT, UN VIAJE INESPERADO

Mucho se ha hablado hasta la fecha de la nueva incursión de Peter Jackson en la tierra media, siguiendo esta vez el viaje de Bilbo hacia la Montaña Solitaria. Y gran parte de lo que se ha dicho, ha sido antes de ver la película, que es en gran parte lo que hago yo en esta sección, pero sin tanto aplomo. Que si los 48 fotogramas por segundo hacen que la película parezca una serie de televisión, que si el humor es muy infantil, que si convertir un cuento como “El hobbit” en tres películas es un afán de protagonismo superlativo, que si con Guillermo del Toro habría molado mucho, bla bla bla.

El caso es que todo fan del mundo Tolkieniano, todo el que se haya leído alguna de las novelas, todo el que haya visto la trilogía de “El señor de los anillos”, volverá al cine a sumergirse otra vez en la Comarca y más allá, a rodearse de hombres, hobbits, elfos, enanos, trolls, trasgos y demás personajes mitológicos.

Por mi parte, no me cabe duda. Ya me puede llegar el mismo Aragorn diciéndome que la peli es una castaña que me entraría por un oído y me saldría por el otro.

Para el viaje de Bilbo y sus nuevos colegas

10

DE ÓXIDO Y HUESO

A estas alturas, podemos llegar a la conclusión de que a Marion Cotillard le ponen los retos. Los papeles extremos, duros, dramáticos, profundos. Lo demostró llevándose el eunuco dorado con su papel en “La vida en rosa” y vuelve a sonar de cantidata a premios a cholón con esta mujer sin piernas en la francesa “Óxido y hueso”, después de relajarse con papeles más llevaderos en la meca del cine usamericano en “El caballero oscuro: la leyenda renace”, “Contagio” u “Origen”.

Parece que tenemos que preparar el arsenal de pañuelos de papel para abordar una historia de superación y amor sin fronteras, trágica, desgarradora y esperemos que esperanzadora, porque si no, igual tenemos que llevar también preparada la soga, por si acaso.

Para la media señorita y el brutote:

7

LA HIJA DE MI MEJOR AMIGO

Cuando juntas a un genio del humor usamericano como Oliver Platt, con un genio del humor británico como Hugh Laurie, los rodeas de dos pedazo de actrices como Catherine Keener y Allison Janney y los metes en una comedia de enredos dejándoles plena libertad para hacer el capullo, el resultado, muy probablemente, sean unas cuantas carcajadas. Como mínimo.

Hugh Laurie, después de separarse de su mujer, comienza a sentirse atraído por la hija de su mejor amigo y, lo que es más raro, el tema es recíproco. Así que, dos familias que son como uña y carne, comienzan a sufrir una desintegración plagada de zancadillas y venganzas.

Una buena ocasión para reírse de las miserias ajenas sin más complicaciones, dejándose ganar por los gags de un puñado de intérpretes que dominan el complicado arte de la comedia como pocos.

Para las bofetadas de lo socialmente inaceptable:

7

LAS CONSTITUYENTES

En estos tiempos en los que los los derechos sociales que tanto tiempo y esfuerzo costó establecer se empiezan a derribar a base de decretazo y excusa económica en forma de monstruo con cara de capitalismo, no está mal echar la vista atrás y saber cómo empezó la lucha social. Cómo se empezaron a cambiar las cosas y cómo se llego a una primera constitución que hoy en día se encuentra, en gran parte, obsoleta y añeja.

Una parte desconocida es el papel de un grupo de mujeres que consiguieron abrirse hueco en un mundo machista y testosterónico, llegando a ser parte activa en la escritura de aquella constitución del 77. La cabezonería y el arrojo de 27 diputadas que creían, firmemente, que el papel de la mujer debía cambiar en una sociedad retrógrada y clasista.

Ahora, que caminamos hacia atrás como los cangrejos, conviene, más que nunca, conocer nuestra historia, a ver si somos capaces de no volver a repetirla.

Para las políticas rompedoras

6

EL MOLINO Y LA CRUZ

A la vejez, viruelas. No sé cuantos años me pasé sin volver a saber nada de Rutger Hauer, aquel replicante que dejó algunas de las frases más famosas de la historia del cine al final de “Blade runner”, o del caballero enamorado de “Lady halcón”. El tipo desapareció durante años, salvo algún breve papelito en películas de poco renombre y ahora, no deja de trabajar. Que si películas cachondas de serie B (Hobo with a shotgun), que si papeles míticos en películas fallidas (Drácula 3D), que si aportando carácter y vozarrón a pelis de miedito (El rito). No para.

En esta extraña película se mete en la piel del pintor flamenco Pieter Brueghel y desarrolla la creación del cuadro “Cristo cargando la cruz”, utilizando una rara técnica en la que los actores se mueven por el propio cuadro. Un experimento que seguro que es muy interesante desde el punto de vista artístico y que habrá que ver si cuenta con la suficiente enjundia como para llenar hora y media de metraje.

Lo que sí es cierto es que el director polaco Lech Majewski rodea a Hauer de maravillosos actores veteranos como Charlotte Rampling o Michael York, lo que quiere decir que sobre el papel la propuesta era muy llamativa.

Para el cuadro viviente:

6

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.