ESTRENOS 13/01/2017

Instalados de lleno en la cuesta de enero y aplazando con un asomo de culpabilidad las primeras promesas de año nuevo, comienza el periodo de películas jolibudienses que se perfilan para destacar en los premios del cine por excelencia: los Oscar.

Por aquí nos llega la primera, gran triunfadora en los recientes Globos de Oro. Pero también tenemos islas poco habitadas, muertos poco muertos y muertos muy vivos, suegros cabreados e hijos desesperanzados, trolls, vampiros, hombres lobo y mucho más.

Atended.

LA TORTUGA ROJA

Dura pugna han tenido esta cinta y la siguiente de la lista a la hora de disputarse el primer puesto de las prenotas, pero al final la nueva producción del estudio Ghibli, en colaboración con otras productoras francesas ha, ganado la partida en la photo finish gracias a su carácter más modesto y más profundo.

Un relato con muy pocas palabras de un náufrago que debe empezar una nueva vida en una isla habitada por cangrejos y tortugas. Una mirada a las diferentes etapas vitales del ser humano que emociona por todo aquel festival por el que pasa. Una parada imprescindible para todo amante del cine de animación. Y todo ello a pesar de que al Maestro de Motores no ha conseguido emocionarle.

Para el quelonio brillante:

LA CIUDAD DE LAS ESTRELLAS (LA LA LAND)

Tengo pocas dudas. Una película de estas características está diseñada para que encandile a un público con mis características. Un espectador al que le guste el romanticismo a paladas, su poquito de ñoñería mezclada con suaves notas de jazz, la enorme química de dos actores de brutal talento y no menos atractivo. Una producción que parece salida del Hollywood de los años dorados.

Ryan Gosling y Emma Stone se unen a un tipo que ha entrado en el cine por la puerta grande y no parece querer salirse, un Damien Chazelle que ya nos regaló Whiplash (y que vuelve a trabajar una vez más con J. K. Simmons tras regalarle su primer Oscar) y juntos, tras conquistar los Globos de Oro, se preparan para abordar los Oscar.

Para el glamour en estado puro:

LA AUTOPSIA DE JANE DOE

La autopsia de esta señorita sin identificar con más secretos en su interior que el despacho de Génova 13, ha pasado por un buen número de festivales de género y en todos ha conseguido sorprender al público, hasta llegar a llevarse el premio especial del jurado en Sitges.

Además, está otorgando solidez interpretativa al conjunto el veterano Brian Cox y tenemos a un par de médicos forenses encerrados en una morgue en la que empiezan a suceder un montón de perrerías del inframundo.

¿Para qué queremos más?

Para la anónima infernal:

PROYECTO LÁZARO

Tengo sensaciones encontradas hacia el nuevo proyecto de Mateo Gil. Por un lado, ese aura de ciencia ficción que trata de diseccionar el alma humana me llama mucho la atención pero, por otro, ese tráiler con una persistente voz en off que narra los pensamientos del protagonista de una forma quizá demasiado literaturalizada no acaba de convencerme.

De todas formas, voy a dar un voto de confianza al cine patrio de género y esperar que este proyecto sobre la muerte, los recuerdos y la búsqueda del yo tenga la suficiente pasión como para implicarme en el relato.

Para el que se levanta y anda:

¿TENÍA QUE SER ÉL?

Lo sé, parece una película sumamente estúpida, con situaciones de vergüenza ajena y un gusto por el humor fácil y de baja estopa que, en circunstancias normales, me alejaría de los cines como si una mofeta hubiese dejado su perfume sobre ella. Sin embargo, aparecen Bryan Cranston y James Franco y son dos tipos que suelen gustarme.

Y sí, entre los chistes de palabrotas, sexo y porrazos que aparecen en el avance, también hay algún momento divertido.

Creo.

O no.

Para el yerno de pesadilla:

LE FILS DE JOSEPH

Una de esas películas sobre las que es mucho más difícil pre-opinar por tratarse de un argumento laberíntico, críptico y raruno, bajo una premisa de lo más sencilla: un hijo que busca a su padre.

Sin embargo, parece que este film francés que cuenta con el talento de Mathieu Amalric, aporta bastante más y posee humor negro e ironía, pintando un cuadro de sociedad disfuncional y llenando el relato de diálogos a cada cual más extraño.

Pues no sabiendo bien qué pensar, la dejó ahí a la mitad.

Para la búsqueda genealógica:

ORM EN EL REINO DE LAS NIEVES

Curiosa cinta de dibujos rusa que, en realidad, es una secuela de otra llamada “The snow queen” y de la que no había oído hablar en mi vida. Quizá porque es posible que jamás se llegase a estrenar en cines por estos lares. Y por lo que veo en el avance, tampoco es que hiciese mucha falta.

Parece haber en ella un mix de conceptos bastante heterogéneo, en donde unos trolls que se parecen al Gonzo de los teleñecos viven aventuras por tierra mar y aire en un ambiente navideño muy apropiado para estas fechas o para la madre Rusia, en general.

Para los narigudos excavadores:

UNDERWORLD: GUERRAS DE SANGRE

Quinta entrega de una lucha eterna entre hombres lobo y vampiros de una saga de la que creo que vi las dos primeras. Y la segunda de ellas ya sin demasiado interés.

Por mucho que sea muy agradable ver a Kate Beckinsale dar saltos y contestar con chulería con esa voz grave que se gasta la muchacha, por mucho que aparezca en la función el sempiterno Charles Dance y el casi siempre siniestro Tobias Menzies, un nuevo festival de efectos especiales de mutantes saltándose las leyes de la física no viene siendo una opción.

Para los monstruos enfurruñados:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.